dilluns, 5 d’abril de 2010

Asia 2010 : Camboya (2)

CROAP
Centre for Research on Optimal Agricultural Practices
Pursat (Camboya)

Mi próximo destino es Battambang. Allí he quedado con Hernán Pinilla, un religioso colombiano que lleva 14 años trabajando en Camboya. Mi objetivo es conocer de cerca los diferentes proyectos de capacitación agraria, sanitarios y educativos que lleva a cabo CROAP en esta región.

Pero antes de tomar rumbo a Pursan, la ciudad en donde vive y trabaja Hernán, me lleva a la sede de la Prefectura de Battambang, en donde tengo la oportunidad de conocer a Kike Figaredo, el prefecto, a quien todos llaman obispo, y que lleva más de 25 años en el país. Este asturiano, comprometido con el pueblo camboyano, es bastante conocido en España por ser primo de Rodrigo Rato. Aquí mismo ha recibido a la Reina Sofía, y el año pasado a la Infanta Cristina. Ahora me ha recibido a mí...

Visitado el centro, en donde viven y estudian un gran número de jóvenes víctimas de las minas y el taller de sillas de ruedas, pusimos rumbo a CROAP, a unos 15 kilómetros de Pursat.




CROAP, que en khmer significa “Semilla”, nació en el 2004 con la idea de llevar a cabo programas de capacitación agraria para la población de la aldea de Keov Mony. Esta zona fue repoblada en el año 1993 por camboyanos que provenían de los campos de refugiados en la frontera tailandesa. Algunos habían permanecido allí 20 años, a salvo del conflicto bélico y el sanguinario sistema de los Khmeres Rojos.

Empezaron construyendo enormes agujeros para recoger agua, un bien escaso también en Camboya, y levantaron casas de madera para acoger a estudiantes y trabajadores. Luego, gracias a la ayuda internacional, llegaron los programas sanitarios: visitas de médicos extranjeros en algunas épocas del año, y el pago de un médico que atiende una vez por semana en el mismo centro. Y finalmente construyeron una guardería, que mantiene CROAP, y colaborando con la escuela pública de la zona, aportando material educativo. Además, para facilitar que los jóvenes puedan seguir estudiando una vez acaban la primaria, se les regalan bicicletas, sin las cuales sería imposible llegar a la ciudad.

Hoy acogen permanentemente un grupo de unos 20 jóvenes, que se forman en temas de agricultura, informática e inglés.


La ciudad flotante

A unos 30 minutos de Keov Mony, se encuentra el lago Tonle Sapa. En esta zona unas 2.000 familias viven sobre el agua, en casas de madera flotantes que van desplazándose a medida que el lago se llena, en la época de lluvias, o se va vaciando, en la época seca. Algunas son barcazas pequeñísimas en las que es imposible ponerse de pie. Allí duermen, comen, crían a sus hijos, pescan... La perfectura de Battambang tiene, en medio de esa ciudad flotante, una iglesia, un centro de salud y una escuela, que instaladas en enormes barcazas van desplazándose con todas las familias, prestando todo tipo de servicios.




Cuando el lago se llena, en la época de lluvias, el agua cubre las escaleras de este centro de salud, al que solo se puede llegar en bote.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada